Los parlamentarios navarros han ejercido una dura oposición al Ejecutivo desde el inicio de la legislatura

Los dos diputados en el Congreso de Unión del Pueblo Navarro (UPN), Sergio Sayas y Carlos García Adanero que rompieron la disciplina de voto este jueves al votar en contra de la reforma laboral, han protagonizado algunos de los discursos más duros contra el Gobierno de Pedro Sánchez a lo largo de esta legislatura. Los pactos con partidos nacionalistas, la libertad de expresión o la gestión de la pandemia han copado los principales argumentos de los dos parlamentarios en las sesiones de control y desde la propia investidura del presidente, en cuya votación en enero de 2020, Sayas le acusó de “vender España por fascículos”.

“No tienen suficiente pintura para blanquear tanto sufrimiento”

Fue otra de las frases del discurso de Sayas previo a la votación para la investidura del actual jefe del Ejecutivo. Los pactos con la formación abertzale han sido fuertemente criticados por el partido navarro. “Hace falta tener tragaderas para ser investido presidente de España después de lo que hemos oído en esta cámara”, le espetó el diputado de UPN a raíz de la intervención de Maite Aizpurúa, portavoz de EH Bildu en la Cámara baja. Y calificó como “acomplejada, sumisa y arrodillada” las apelaciones de Sánchez a la líder de la formación vasca: “No revista de respeto a la pluralidad lo que no es más que una renuncia a cualquier principio ético y moral con el fin de llegar al gobierno como sea”.

Adanero también ha pronunciado duros ataques y ha acusado al Ejecutivo de trasladar presos de ETA “todas las semanas”: “Tenemos que seguir soportando que trasladen cinco etarras a la semana, las mesas de negociación, y todo lo que haga falta por estar en la Moncloa”.

“Pretenden que nos encarcelen a la mitad de la bancada”

Adanero ha acusado reiteradamente al Ejecutivo de intentar “callar” a la oposición e incluso encarcelarla: “Que a ERC le gusta quemar banderas de España, que se pueda. Que la CUP quiere ahorcar figuras del rey, que se pueda (…) Que yo esté en una iglesia y entre alguien de Podemos medio desnudo a gritar en contra de mi religión, que se pueda. Eso sí, si yo voy a rezar a la calle, a la cárcel”, afirmó el parlamentario en un debate en el Congreso el pasado 30 de septiembre.

“Han intentado callarnos, no lo han conseguido. Lo consiguieron con compañeros —en referencia a los asesinados por la banda terrorista ETA—, otros estamos aquí y vamos a seguir diciendo lo que nos dé la gana”, concluyó Adanero que aseguró también que al Ejecutivo “le gustaría” que España fuera “Cuba o Venezuela”.

“Usted ha conseguido que la gente le tenga más miedo a las vacunas que todo el trabajo que han hecho todos los negacionistas juntos”

Tras la llegada de la vacuna, Adanero puso el acento en la gestión de las mismas y culpó al Gobierno de fomentar el discurso antivacunas por no dar “mensajes claros” a la población en un pleno previo a la caída del estado de alarma el pasado 9 de mayo. “La gente tiene clara una cosa: que ustedes seguirán señalando a los periodistas que les interese, seguirán invocando a la violencia contra el tercer partido de España —Vox—, seguirán llevando a los cinco asesinos cerca del País Vasco (…) Pero en la vida norma de los ciudadanos no vana solucionar nada”, aseguró dirigiéndose a la bancada socialista y de Unidas Podemos.

Además, acusó a la Administración de ocultar la cifras de muertos durante la pandemia. Ante un Congreso casi vacío por las restricciones, el 14 de abril de 2020 Adanero instó al Ejecutivo a “asumir” que en España han fallecido “más de cien mil personas con nombres y apellidos”. Y continuó: “Ustedes no quieren reconocer el número porque eso es propaganda negativa”.

“El jefe del postureo, el jefe del Gobierno”

“Todo lo solucionan con postureo”, señaló Adanero en uno de los plenos durante una sesión plenario del parlamento el pasado 21 de julio. Por su parte, el pasado 10 de marzo. Sayas calificó al exvicepresidente Pablo Iglesias como un “comunista de moqueta”. Al margen de las críticas más repetidas, los dos diputados del UPN también han reprochado gestiones concretas como los Presupuestos Generales del Estado.

Los dos representantes del partido ha votado en contra de las dos cuentas finalmente aprobadas por el Congreso. Adanero argumentó que las cuentas no garantizaban que una persona pudiera recibir “clases en español en España”. Sayas criticó duramente en el pleno el nuevo canal infantil de dibujos animados en vasco que el Gobierno pactó implantar en Navarra con EH Bildu: “¿Sabe quienes quieren ver la ETB en Navarra? Quienes quieren resetear cerebros adoctrinando a través de la televisión para construir nacionalismos”.

Por admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.