El gobernador del estado destacó que no habrá ninguna intervención del FBI en ninguno de los asuntos de seguridad en Quintana Roo.

Militares de Canadá y Francia se reunieron ayer a puerta cerrada con miembros del Ejército mexicano y de Belice en Chetumal, a fin de coordinar estrategias e intercambiar información en materia de seguridad pública. La Secretaría de Marina fue la anfitriona de esta reunión en la que, se dijo, trataron temas de seguridad en dicha zona ante la violencia registrada en los últimos días y  en la que han perdido la vida visitantes extranjeros.

Esto, a 11 días del asesinato de dos canadienses, presuntos miembros de bandas delincuenciales, por una supuesta deuda por compraventa de droga en el hotel Xcaret. Poco después del crimen, el gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, anunció que iban a llegar cuerpos de seguridad y corporaciones policiacas de Canadá y Estados Unidos a la entidad; sin embargo, más tarde aseguró que se había tratado de una mala interpretación.

El 27 de enero el mandatario estatal anunció que en “los próximos días Quintana Roo tendrá la visita de instancias de seguridad procedentes de Estados Unidos y Canadá para el intercambio de información e inteligencia tras lo ocurrido en el hotel Xcaret”. También declaró que “vendrán a trabajar con nosotros, en materia de revisión, intercambio de información y mejora para evitar situaciones como esta, que rebasan mucho la información que podemos tener en materia de inteligencia, por ser grupos que no operan en este lugar; estará la Policía Montada de Canadá, estará DEA y FBI”.

El gobernador destacó en ese momento que la idea es trabajar en conjunto para identificar a los grupos internacionales que quieren extenderse hacia el Caribe mexicano, en referencia al crimen en el hotel Xcaret, el cual fue planeado en Canadá y ejecutado en la Riviera Maya, de acuerdo con datos revelados por la Fiscalía del estado.

Horas después aseguró que no se contará con la presencia de estas corporaciones, pero que la embajada canadiense hizo una oferta para realizar mesas de trabajo y de intercambio de información. Destacó que habrá una mesa de trabajo y coordinación con autoridades canadienses y la Secretaría de Seguridad Pública para mantener los trabajos de coordinación.

También puntualizó que no habrá ninguna intervención del FBI en ninguno de los asuntos de seguridad en Quintana Roo; sin embargo, dijo, sí se coadyuva con ellos en la coordinación de información. Los temas a tratar en la reunión de este miércoles fueron de coordinación en materia de seguridad y acciones fronterizas.

Por admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *