La fiesta en un avión a México de un grupo de influencers causó indignación en Canadá, donde enfrentan una investigación que podría derivar en castigos severos.

Un video muestra a los influencers en su vuelo chárter el 30 de diciembre sin mascarillas. Algunos se estaban pasando botellas y fumando cigarrillos electrónicos.

Su comportamiento hizo que las aerolíneas se negaran a llevarlos de vuelta a casa, por lo que se quedaron varados en Cancún.

Sunwing Airlines canceló un viaje de regreso el 5 de enero para un grupo de alrededor de 130 personas desde Cancún, y las aerolíneas Air Transat y Air Canada también dijeron que se negarían a llevarlos.

Las autoridades canadienses informaron el viernes de que 27 de los 130 pasajeros del vuelo ya habían regresado.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, calificó el comportamiento del grupo como una “bofetada” para los ciudadanos que han estado siguiendo las medidas adecuadas de distanciamiento social, así como para los trabajadores de las aerolíneas.

En francés, Trudeau se refirió a ellos como “idiotas” y “bárbaros”.

Multas

A los 27 que regresaron se les hizo la prueba del virus y “se verificó si habían obedecido y seguido todas las normas de salud que se suponía que debían seguir durante su viaje”.

Debían presentar comprobante de vacunación contra el covid-19, prueba PCR negativa y un plan de cuarentena.

“Sabemos que este problema de que los viajeros de Sunwing se hayan comportado de manera irresponsable, inexcusable e inaceptable en un vuelo a México ha suscitado mucha ira y frustración”, dijo el ministro de Salud de Canadá, Jean-Yves Duclos, en una sesión informativa el viernes.

Duclos agregó que el departamento de policía de Quebec estaba investigando al grupo.

Transport Canada también está investigando a los viajeros, quienes podrían ser multados con hasta US$4.000 por infracción.

Rebecca St Pierre, una estudiante de 19 años de Trois-Rivieres, Quebec, le dijo a Canadian Press que había ganado el viaje en Instagram.

Dijo que había dado positivo por covid el miércoles y que no estaba segura de cómo pagar su estadía en el hotel. Se está aislando en Tulum, al sur de Cancún, informó Canadian Press.

“Esperaba una semana relajante, en la que iba a tener cuidado”, dijo. “Pero resultó ser un viaje caro para algo que se suponía que era gratis”.

St Pierre estimó que unas 30 personas del avión habían dado positivo, y agregó que algunos viajeros habían planeado ponerse vaselina en la nariz para su viaje de regreso, en un esfuerzo por frustrar las pruebas de covid.

Otros pasajeros varados incluyen actores de reality shows locales.

El organizador del viaje, identificado como James William Awad, dijo en un comunicado el jueves que Sunwing no estaba siendo razonable con respecto a una “simple fiesta”.

“Me tomaré un momento para sentarme y repensar todo”, dijo en Twitter. “Especialmente cómo puedo hacer las cosas mejor la próxima vez”.

Por admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.