Al menos 55 migrantes, principalmente de Centroamérica, murieron cuando el tráiler en el que viajaban hacinados sufrió un accidente la tarde del jueves en el estado mexicano de Chiapas.

Es uno de los peores accidentes de este tipo ocurridos en México.

Otras 105 personas resultaron heridas, entre ellos 19 menores de edad de Guatemala y Honduras, informó este viernes Luis Rodríguez Bucio, el comdandante de la Guardia Nacional.

El funcionario indicó que entre los heridos había 95 personas de Guatemala, tres de República Dominicana, una de Ecuador, una de Honduras, una de México y cuatro cuya nacionalidad no estaba identificada.

Las nacionalidades de los fallecidos no fueron detalladas, pero Rodríguez Bucio explicó que eran “de países centroamericanos”, principalmente Guatemala, Honduras y El Salvador.

Los migrantes habían ingresado a México hace unos días y primero fueron concentrados en San Cristóbal de las Casas por “personas dedicadas al tráfico de personas”, aseguró el funcionario.

Una hora y media antes del accidente, los migrantes habían subido al remolque que arrastraba un tractocamión y que se dirigía hacia Puebla, en el centro de México.

“Este vehículo no había cruzado ninguno de los puestos de revisión que hay para el rescate de migrantes”, según Rodríguez Bucio.

Ricardo Mejía Berdeja, subsecretario de Seguridad Pública, dijo que “el hacinamiento y las condiciones en las que iban” fueron claves para que se produjera la tragedia al volcar el vehículo.

Al mostrar varias fotografías, Mejía Berdeja explicó que había aberturas en el techo del camión que presuntamente fueron hechas para que los migrantes pudieran respirar.

“Pero esto al ocurrir el evento trágico pudo haber afectado su seguridad. Pudieron haber salido proyectados al ocurrir el siniestro”, dijo el funcionario.

El conductor del tráiler, perteneciente a la empresa Zeta Transportes, se dio a la fuga tras el accidente.

“Exceso de velocidad”

El siniestro tuvo lugar poco antes de las 15:30 hora local (21:30 GMT) en la carretera Panamericana, en un tramo entre Chiapa de Corzo y Tuxtla Gutiérrez, la capital de Chiapas. Según las autoridades, el vehículo venía del municipio de Comitán, en la frontera con Guatemala.

Según vecinos de la zona, que fueron los primeros en acudir al lugar y tratar de auxiliar a las víctimas, el camión circulaba “con exceso de velocidad” y se salió de una pronunciada curva antes de impactar contra el muro de un puente peatonal.

Como consecuencia, las cajas del tráiler en la que viajaban los migrantes se desprendieron y las víctimas quedaron esparcidas por la carretera.

Al lugar se desplazaron cuerpos de socorro de Cruz Roja, bomberos y Protección Civil. Pobladores y automovilistas cedieron sus vehículos para atender a los heridos y trasladarlos a los hospitales.

“Por ser un lamentable caso de migrantes acaecido en una vía de comunicación Federal, la Fiscalía Especializada en materia de Derechos Humanos (FEMDH) actuará junto con la Fiscalía Especializada de Control Regional (FECOR), así como con todo el personal técnico y de apoyo que sea necesario para llevar a cabo las diligencias correspondientes”, explicó la Fiscalía General de la República en un comunicado.

Por admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *